keyboard_arrow_uptop
The Annual is coming! Click here to pre-order the 2020 Baseball Prospectus Book
Image credit: USA Today Sports

Traducido por Carlos José Lugo

Los Nueva York Yankees fichan al LZ Zach Britton a un contrato de tres años y $39 millones. [1/6]

Los Yankees dejaron escapar un brazo del núcleo de su bullpen cuando David Robertson fichó un contrato de dos años y $23 millones con los Phillies la pasada semana. Por eso no estaban dispuestos a dejar que otro se les escurriera de sus garras, aun si esto significara una ligera sobrepaga. Por lo tanto, Zach Britton, extraordinario lanzador de rodados, permanecerá en el uniforme rayado hasta el 2021 y posiblemente más allá.

Visto a largo plazo, Britton ha sido uno de los relevistas más dominantes de los pasados cinco años. Desde el 2014, su promedio de carreras limpias (ERA) de 1.82 es el mejor entre relevistas. Britton impuso una marca de la Liga Americana al convertir 60 oportunidades de salvamento en forma consecutiva entre el 2015 y el 2017. Su lanzamiento de sinker tipo bola de boliche, ha sido una plaga para los encargados de terreno de todos los estadios del mundo, causando que los bateadores contrarios conecten rodado tras rodado sobre la grama del cuadro interior.

Por supuesto, puede resultar engañoso ver a largo plazo cuando se trata de relevistas que parecen ir y venir con la misma velocidad a la que viajan esos famosos sinkers de Britton. En el 2017, Britton se contagió con el virus de las lesiones, perdiendo cerca de la mitad de la temporada con problemas en el antebrazo y una rodilla. Luego, en diciembre de ese año, sufrió la ruptura del tendón de Aquiles. Pasó mayo y abril del 2018 en recuperación, y tras su regreso, era evidente que había mucho oxido por sacudir. Al principio desarrolló problemas de control, colocando una fea proporción de 4.50 BB/9 entre el 2017-18 luego de solo otorgar 2.37 boletos por cada nueve entradas en el periodo 2014-16. Su velocidad se fue al piso, y el sinker que solía viajar a 98 millas por hora se transformó en un lanzamiento mucho más fácil de batear en las medianas 90 millas. Nunca fue este cambio más evidente que en la postemporada del 2018, cuando Britton concedió un par de cuadrangulares después de haber permitido solo ocho en total entre el 2014 al 2016.

Aun si Britton mantiene su forma reciente, este servirá como un lanzador zurdo establecido de complemento al grupo de relevistas derechos de los Yankees conformado por Dellin Betances, Chad Green y Jonathan Holder (aparte de ser un seguro de vida ante la próxima agencia libre de Betances en el 2020). La historia de Britton, sin embargo, está lejos de terminar. Hay muchas cosas que indican un posible retorno a algo parecido al lanzador que era en sus mejores momentos. Mecánicamente, está llegando a su punto; su notorio lanzamiento de sinker empezó a encontrar su forma a medida que el 2018 fue progresando, agregando de manera consistente mayor movimiento horizontal y hundimiento en el transcurso de cada mes. El incremento en el movimiento puede ayudar posiblemente a Britton a generar un mayor número de abanicos. Por razones obvias, los rodados son preferibles a las pelotas bateadas en el aire, particularmente en el Yankee Stadium, y ese es un elemento de su juego que nunca le ha fallado. La última vez que este consiguió menos de un 70 por ciento de pelotas bateadas en el suelo (2013), su entonces compañero de equipo Chris Davis encabezó la MLB en poder aislado. De modo que, Britton ha sido el rey de los rodados por un buen tiempo.

Existen muchas razones estratégicas por las que la preservación de su estelar bullpen era una prioridad para los Yankees (y todavía es una prioridad, de hecho, dado que los Yankees han contemplado agregar a Adam Ottavino a su de por sí extraordinario bullpen). Con o sin Manny Machado como parte de su cuadro interior, se anticipa que los Yankees serán actores en la postemporada por los próximos años, en donde un bien artillado cuerpo de relevistas es, en el béisbol de hoy, una necesidad. Un beneficio anexo de tener un bullpen profundo sería la capacidad de administrar las entradas de un perenne riesgo de lesión como James Paxton, un par de abridores entrando en edad como C.C. Sabathia y J.A. Happ, y Luis Severino. Severino ha eclipsado los 190 innings en cada una de las últimas dos temporadas, y las señales están ahí de que los Yankees se podrían beneficiar de manejar con un poco más de cuidado el preciado brazo de su joven as (a saber: la catastrófica apertura de tres carreras en el juego de Comodín de la Liga Americana en el 2017; a saber también: la aun peor salida de seis carreras de Severino en el juego 3 de la ALDS en el 2018; a saber: la repentina caída de Severino a finales del 2018, en donde su ERA de 5.57 estuvo en contraste con el 2.31 que presentó antes de la pausa del Juego de Estrellas). Britton (y cualquier otro relevista que se agregue al grupo) ayudará a aligerar la carga de los cinco abridores de los Yankees, lo cual podría pagar grandes dividendos en Octubre.

Cualquier crítica a este acuerdo pende del hecho de que los Yankees están atados a Britton por tres años, mientras Robertson solo obtuvo dos de los Phillies, y a un costo anual más bajo. Pero es a la vez una apuesta al potencial. Un Valor Anual Promedia (AAV) de $13 millones no es algo escandaloso para un relevista de alto nivel, y aunque el acuerdo podría alcanzar los $50 millones en valor, los Yankees solo ejercerían la opción del cuarto año si es claro que el Britton de antes – uno de los grandes relevistas de esta era – está completamente de regreso. Si ese es el caso, entonces los fanáticos de los Yankees difícilmente tendrán que preocuparse por los dólares y los centavos. –Josh Cole

Impacto en Ligas de Fantasía: Pueden no recordar esto, pero Britton no fue llamado a lanzar al final de un juego de altísima importancia en los playoffs del 2016. Definitivamente que sí lo ha hecho los años posteriores a ser dejado en la banca, pero él no ha sido realmente ZACH BRITTON desde entonces, colocando DRAs más comúnmente asociados a parques de diversiones relacionados con banderas que a cerradores de primer nivel. Britton ha perdido algunas millas en su sinker de otro planeta, lo que ha resultado en menos rodados – si bien todavía una élite y ridícula cantidad de rodados, pero menos. Necesitará de todos esos rodados en su retorno al Yankee Stadium, en donde colocó un ERA de 2.88 en 25 entradas lanzadas en la segunda mitad de la temporada. No esperaría muchos, si acaso alguno, salvamentos del antiguo as de la novena entrada, pero Britton debe valer su peso en oro en ligas que utilicen los holds, especialmente si puede mantener su control, este, bajo control. –Mark Barry

***

Los Milwaukee Brewers fichan al IF Cory Spangenberg a un contrato de un año y $1.2 millones. [1/4]

Los Brewers ganaron 96 juegos en el 2018 al tiempo que utilizaban a Orlando Arcia, Jonathan Schoop, Eric Sogard, Jonathan Villar, Brad Miller y Tyler Saladino por más de 1,100 apariciones al plato. La organización ayudó a transformar a Hernán Pérez en el super-utility con un DRC+ de 90 que utilizó otras 334 apariciones al plato originadas en el cuadro interior en el 2018. El agente libre Cory Spangenberg era una elección lógica en estos ambientes; ¿en qué otro lugar podría un infielder con DRC+ de 78, ocasionalmente jardinero, e infrecuentemente lanzador, terminar? El bateador zurdo Spangenberg pudo haber sido aclamado como la alternativa barata a Perez en cualquier otro lugar, pero entrando a la organización de Milwaukee en un acuerdo con provisiones de liga menor y liga mayor, no deja dudas sobre si el equipo está intentando maximizar la profundidad en el rol de super-utility.

Contrario a Pérez, FRAA nunca ha considerado a Spangenberg como un jugador defensivo mejor que el promedio, lo cual hace más difícil de analizar el verdadero nivel de profundidad que el veterano jugador ocupará dentro de la organización. Por su parte, Spangenberg recibe bases por bolas por encima del siete por ciento en porcentaje, al tiempo de poncharse por encima del 26 por ciento, pero a la vez este no demuestra el poder requerido para justificar un perfil como ese. De acuerdo a los DRC+ Run Values, los elementos de poder de Spangenberg estuvieron por debajo del promedio aun después de considerar los aspectos contextuales de su entorno ofensivo y su perfil. Así que, aunque es fácil soñar con otro bateador zurdo que encuentra la dicha y la felicidad en el Miller Park, hay realmente poco debajo de la cajuela que pueda validar ese optimismo.

Dicho esto, ¿quién necesita optimismo cuando te unes a un equipo que se acercó a las 100 victorias mientras colocaba en el terreno una genuina factoría de mediocres opciones en el medio del cuadro interior? Con una opción de liga menor y salario de liga menor especialmente configurado, Spangenberg puede ser evaluado como una póliza de seguro para una organización que posiblemente necesite una docena de jugadores de banca para agregar profundidad de todas maneras. En este sentido, el hecho de batear como zurdo y flexibilidad defensiva lo hace una interesante pieza para ser llamada en medio de la temporada, especialmente si los Brewers utilizan una banca reducida para expandir su cuerpo de lanzadores. –Nicholas Zettel

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus. Subscriptions support ongoing public baseball research and analysis in an increasingly proprietary environment.

Subscribe now
You need to be logged in to comment. Login or Subscribe
7/10
[…] Por supuesto puede resultar engaoso ver de 450 BB9 entre el 2017-18 luego de solo otorgar 237 boletos por cada nueve entradas en el periodo 2014-16 Su velocidad se fue al piso y el sinker que sola viajar a 98 millas por hora se transform Read more […]