keyboard_arrow_uptop
The Annual is coming! Click here to pre-order the 2020 Baseball Prospectus Book
Image credit: Charles LeClaire-USA TODAY Sports

Traducido por José M. Hernández Lagunes

La intensa lucha por el título al Jugador Más Valioso (JMV) de la Liga Nacional comenzó en serio el 21 de abril. Los Dodgers y los Brewers jugaron una matinée dominical en Milwaukee. La temporada de Cody Bellinger estaba llamando la atención y el vigente campeón, Christian Yelich, seguía ardiendo. Al iniciar ese juego, Yelich lideraba las Ligas Mayores con 13 cuadrangulares, Bellinger empataba en segundo lugar con 10. Bellinger estaba bateando .407, Yelich “sólo”.361.

Estos hechos, comprensiblemente, te llevarían a creer que la carrera ya había comenzado. El recuento del juego en MLB.com—en el que Bellinger le robó a Yelich un cuadrangular, y luego procedió a conectar el batazo de la victoria en el noveno episodio—dice lo contrario. Verás, la cita principal del resumen, de Joc Pederson, decía: “No hay mucho que Belly no pueda hacer”. Le faltó el giro de marketing de Belli vs. Yeli. Porque esta no era la carrera. Hasta que lo fue.

Esta es una parte trivial de una comparación legítimamente interesante entre dos temporadas excepcionales, pero subraya la naturaleza de “cápsula del tiempo” de esta práctica anual. Estas luchas, especialmente cuando enfrentan a dos talentos asombrosos entre sí, destilan lo que sabemos—y lo que valoramos—en este momento en una serie de totales de votos y un trofeo, un decreto de una versión de nosotros mismos con la que pronto perderemos contacto. Esto, entonces, es un intento de averiguar cómo nuestros ancestrales cerebros de béisbol habrían diseccionado el dilema actual del JMV de la Liga Nacional.

¿Quién gana en 2015?

 La Tercera Guerra Troutiana, mejor conocida como la lucha por el cetro al JMV de la Liga Americana de 2015, fue la menos agresiva del grupo. Sin embargo, le dio a la excelencia perdurable de Mike Trout el reto de otra temporada legítimamente excelente pero menos esperada. En este caso, surgió por parte de Josh Donaldson, y de un emocionante equipo de Toronto Blue Jays que brincó y ganó la División Este de la Liga Americana.

WARP lo contaría como otro premio que Trout debería haber ganado—con una ventaja de 9.6 a 7.3 sobre Donaldson—aunque nuestra medida en esta publicación tiene, sin duda, la mayor diferencia de todos los modelos. Las coronaciones, correctamente, citaban la ligera ventaja de Donaldson en la probabilidad de ganar, pero en realidad asintieron hacia el incontrovertible tirón de lo nuevo y lo intrigante.

Eso nos lleva a Bellinger. Su eliminación radical de ponches y su voluntad de transformarse en un excelente jardinero—para un equipo superior, convenientemente—constituyen un argumento convincente y fácil de entender para el aspirante.

¿Quién gana en 2012?

Esta guerra troutiana fue mucho más cruel. Las medidas holísticas y sabermétricas de la época pedían al novato histórico que tomara el cetro por encima de la campaña de Triple Corona de Miguel Cabrera. Como Matthew Trueblood documentó cuando el DRC+ debutó aquí, la afirmación de la superioridad de Trout puede haber sido bien argumentada, pero la certeza detrás de ella era tan vaga como los números citados. El WARP ahora dice que Cabrera tuvo mejor temporada (microscópicamente).

Si acaso, cada pedacito de entendimiento está cambiando más rápidamente ahora; la arena desaparece bajo nuestros pies cada segundo. Regularmente hacemos un balance de cómo el propio béisbol está alterando la forma del juego. Medimos la velocidad de salida y los ángulos de salida de las bolas bateadas hasta la décima posición. Y cada día descubrimos nuevos significados para la información que recopilamos. Esto es, para muchos de nosotros, una gran alegría de seguir el deporte. También puede hacer que todas las declaraciones estridentes se sientan como forraje preventivo para la columna “Old Takes Exposed”.

El hecho de 2019 en la carrera por el cetro de JMV de la Liga Nacional que me llama más la atención es la asombrosa capacidad defensiva de Bellinger. Según la métrica FRAA de esta publicación, es el séptimo defensor más valioso del deporte. En Carreras Salvadas en Defensa ocupa el tercer lugar (!!!). No discuto que es un jardinero fantástico y atlético que ha contribuido directamente con 10 valiosos outs por medio de asistencias y, por supuesto, ha robado un par de cuadrangulares. Es la magnitud lo que me atrapa. Si una ventaja defensiva de 15-20 carreras sobre Yelich resulta decisiva en los modelos de WAR, me preguntaré si ese número existirá en 2029, o si habrá sido eliminado y reemplazado por uno más confuso para los historiadores. Pero por ahora, la verdad aceptada es aceptada. Bellinger gana.

¿Quién gana en 2011?

 Ronald Acuña Jr. no, aparentemente. La batalla por el JMV de la Liga Nacional en 2011 entre Ryan Braun y Matt Kemp fue una carrera de cuadrangulares y robos de bases que no se basó en esos eventos para nada. Kemp, quien terminó segundo, tuvo más de cada uno.

Por muy raras que sean estas armas combinadas de poder y velocidad, han perdido el brillo de antaño. Los patrones de anotaciones en 2019 no ayudarán en el caso de la súperestrella de los Braves, incluso si se une al club híper-exclusivo del 40/40. Los robos, como a menudo señala Joe Sheehan, están cada vez menos relacionados con la producción de un equipo, ya que un mayor porcentaje de las carreras se realizan con pelotas largas.

Esta carrera de estrellas de los Dodgers y los Brewers fue ganada, al parecer, por el mejor equipo. Otro punto para Bellinger.

¿Quién gana en 2007?

 Entramos en territorio confuso. El triunfo de Jimmy Rollins como JMV de la Liga Nacional en 2007 no entra en los patrones actuales de votación por ningún motivo, posiblemente porque fue la primera ocasión en que WAR entró en consideración. David Wright parecería ser la elección más normal para los contemporáneos, pero su ventaja masiva en OBP pasó desapercibida de cara a… ¿una anécdota curiosa? Rollins obtuvo una temporada de 30 dobles, 20 triples, 30 cuadrangulares y 30 bases robadas.

Ventaja: Yelich, quien persigue este año la primera temporada de 50 cuadrangulares y 30 bases robadas, un logro llamativo y singular en 2019.

¿Quién gana en 2004?

No hay mucho que decir sobre el 2004. El jugador correcto ganó. Tomemos un momento para maravillarnos con la extraordinaria colección de talento que surgió simultáneamente. En orden de votación al JMV:

  1. Barry Bonds, 11.4 WARP
  2. Adrián Beltré, 7.9 WARP
  3. Albert Pujols, 9.0 WARP
  4. Scott Rolen, 8.3 WARP

Vale vale. Con este estándar, todos los participantes son ganadores.

¿Quién gana en 1998?

El triunfo de Juan González en la Liga Americana es quizás la última carrera al JMV decidida abiertamente por el total de RBI. Para ser justos, 157 son muchas carreras impulsadas. El desempeño general de la estrella de los Rangers (45 cuadrangulares, pero con un OBP de .366) claramente no alcanzó, digamos, los 49 cuadrangulares de Albert Belle y el OBP de .399 o el de Ken Griffey Jr. de 56 cuadrangulares, de 20 robos y 7.5 WARP/año.

La impresionante producción de González impulsó a su equipo de 88 victorias a la postemporada. Felicidades por tu título, Anthony Rendón. El tercera base de los Nationals, en un año de contrato, es el talismán más claro de un equipo de inicio lento que se acerca a la contienda de octubre. En la segunda mitad, está bateando .388/.464/.676. Y lo que es más importante, también se está acercando a Freddie Freeman en la contienda de RBI en las Grandes Ligas.

No es la mejor manera de explicar todo lo que hace por su equipo. No es la mejor manera de aislar sus contribuciones. Podría ser porque a alguien le recuerde el magnífico 2019 de Rendón, como un 50/30 para Yelich, un 40/40 para Acuña, o el WARP para Bellinger. De esta manera, todos ellos son dignos usos de la tinta, incluso si sólo uno puede llevarse el trofeo.

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus. Subscriptions support ongoing public baseball research and analysis in an increasingly proprietary environment.

Subscribe now
You need to be logged in to comment. Login or Subscribe