keyboard_arrow_uptop
BP360 is Back! One low price for a: BP subscription, 2022 Annual, 2022 Futures Guide, choice of shirt
Image credit: © Jasen Vinlove-USA TODAY Sports

Traducido por José M. Hernández Lagunes

El sitio web Football Outsiders describió la primera semana tras la primera semana de juego como “Semana nacional de apresurar conclusiones”. Los analistas aborrecen el vacío de información nueva, así que, naturalmente, cuando se ven las primeras actuaciones y líneas estadísticas de una temporada, el reflejo natural es darles una importancia desmesurada. Esto también ocurre en el béisbol, y yo estoy consciente del hecho al tratarse de prospectos. En varios casos, la semana pasada fue mi primer vistazo a varios jugadores en acción real en más de 18 meses. No ofrecemos conclusiones todavía, sólo algunas observaciones tempranas de Grandes Ligas sobre algunos prospectos importantes.

  1. Jazz Chisholm, Jr., 2B, Miami Marlins

 Chisholm no es el prospecto mejor clasificado en esta columna. Ni siquiera era debutante en las Grandes Ligas. Jugó a menudo, aunque de forma esporádica, en la recta final de la temporada con Marlins de 2020, e incluso fue titular en la Serie Divisional de la Liga Nacional, donde se fue de 1-3 con un doblete. También se ponchó en más del 30% de sus apariciones al plato en las Grandes Ligas y continuó abanicando alrededor de esa marca en los juegos de primavera. Dada su intermitente participación en la temporada pasada, me sorprendió un poco que saliera del entrenamiento primaveral como segunda base titular (además, si estás en eso, es el mejor parador en corto de tu plantilla). Pero aquí se le da prioridad, porque como la gente está descubriendo rápidamente, Jazz es quizás el prospecto más divertido de los 101 del año pasado.

El pelo azul y la alegría de vivir son llamativos y deben ser reconocidos, pero también pueden desviar la atención de alguna mejora real al plato. Jazz siempre va a tener problemas abanicando y fallando. No va a ser engañado en absoluto, pero hizo contacto duro durante toda la serie contra Tampa, y ha refinado su idea de qué lanzamientos son los mejores para hacer un swing muy, muy fuerte.

En una reciente entrega del podcast Three-Quarters Delivery lamenté de la incapacidad de las listas de prospectos para describir realmente lo que me gusta de ver y evaluar prospectos, o supongo que el béisbol más ampliamente. Chisholm no es el mejor prospecto del béisbol. Aunque no se debe leer nada en las estadísticas de una semana, su línea de .231/.313/.462 es una buena descripción del tipo de bateador que podría ser en las Mayores. Sin embargo, nada de esto capta la experiencia de verlo. Me voy a quejar un poco de la homogeneidad del béisbol un poco más abajo, y aunque Jazz se ajusta en líneas generales al estilo de “abanica, abanica fuerte, no abaniques si no puedes destruir la pelota”, que se ha convertido en algo aburrido y omnipresente en todos los niveles del deporte, ese descriptor lo capta incluso menos que el valor de una semana de estadísticas. Sólo hay que verlo.

  1. Ian Anderson, LD, Atlanta Braves

Anderson no tuvo el mejor control de su bola rápida en su primera salida del 2021. La velocidad fue tal vez un poco más baja también. La bola rompiente fue inconsistente en el mejor de los casos. Sin embargo, se las arregló durante cinco entradas, y sólo concedió un cuadrangular solitario a Andrew Knapp en una bola rápida por el centro de la zona, porque su cambio de velocidad sigue siendo uno de los mejores lanzamientos en el béisbol, obteniendo una tasa de fallos del 50% el domingo. Espero que Anderson arregle su control, la sensación de su curva y su eficiencia general en las próximas salidas. Cuando lo haga, será candidato al trofeo Cy Young.

  1. Andrew Vaughn, JI, Chicago White Sox

La serie White Sox/Angels fue muy entretenida, a menudo debido a la gran variedad de tipos de jugadores de béisbol increíbles quienes hacían cosas de béisbol increíbles. Sin embargo, en su mayoría fue divertidamente tonta. Las alineaciones de Tony LaRussa fueron desconcertantes en general, pero Vaughn sentó a Leury García y a Billy Hamilton—y luego no puso un bateador emergente por Hamilton al final y con el marcador apretado—se destacó particularmente. Vaughn no forzó la situación, ya que a veces parecía estar sobrepasado, pero el tiempo de juego intermitente no le va a ayudar.

  1. Garrett Crochet, LZ, Chicago White Sox
  2. Michael Kopech, LD, Chicago White Sox

Hubo algunos aspectos positivos que rescatar de una primera semana de béisbol de los White Sox que, por lo demás, confirmaron mucho de lo que los aficionados mas fatalistas de los patipálidos temían sobre la plantilla y el personal de campo del 2021. Crochet y Kopech parecían sanos, promediaron velocidades en la parte superior de las 90 millas por hora con la bola rápida, y sirvieron como efectivos bomberos de varias entradas. De hecho, se puede precisar el segundo en el que el corazón de Shohei Ohtani se desgarra por la mitad con este slider.

En un universo alternativo, los White Sox habrían firmado a Jake Odorizzi y a José Quintana para completar su rotación y tendrían dos armas para situaciones de alto peligro en el bullpen respaldando una rotación por encima del promedio. En esta realidad, puede que les convenga más poner a Kopech y Crochet en el cuarto o quinto puesto de abridor. Kopech no ha lanzado en tres años, y Crochet siempre ha llevado un riesgo significativo de salud y como relevista, pero ¿cuántas veces vas a obtener 5-6 innings dominantes de Dylan Cease o Carlos Rodón en 2021? (De acuerdo, ya consiguieron una).

Chris Rodríguez, LD, Los Angeles Angels

Al otro lado del jardín, en el bullpen de casa, los Angels desataron su propio brazo de relevo para varias entradas. Rodríguez actuó como se anunció, bombeando bolas rápidas que alcanzaban casi 160 kph con movimiento y esquivando bates con un slider duro hacia abajo. No tengo idea de cuánto tiempo puede mantenerse sano, si puede lanzar en días consecutivos, o si los Angels podrían probarlo como cerrador eventualmente, pero seguro que se parecía al 85% o más a James Karinchak en sus dos primeras apariciones.

  1. Taylor Trammell, JC, Seattle Mariners

Creo que algunas de las quejas sobre la homogeneidad del estilo del béisbol son exageradas. Sigue siendo un juego que recompensa una variedad de tipos de cuerpo y conjuntos de habilidades. Sin embargo, gran parte de mi trabajo se ha convertido en tratar de augurar si un jugador con un swing con fallos, pero con buena velocidad de bate hará suficiente contacto duro contra lanzamientos de Grandes Ligas para mantener sus tres resultados reales en equilibrio. Los primeros resultados de Trammell no han sido buenos en ese sentido. Las advertencias: está trabajando en medio de un cambio de swing bastante reciente y no tuvo ningún tiempo de juego en Triple-A. Dicho swing es también una mejora de varias versiones anteriores del mismo. La trabajo ha sido fuerte, y ha sido capaz de hacer contacto y faulear algunos lanzamientos difíciles con cambio de velocidad y obtener algunas bases por bolas. Pero hasta ahora, ha sido vencido con velocidad en la zona de strike—especialmente en la mitad superior—demasiado a menudo, cayendo detrás en las cuentas y obligado a perseguir ese mejor material en cambios de velocidad. Trammell ha estado bien en el jardín central, pero puede ser el cuarto mejor jardinero central en los niveles superiores de la organización de los Mariners. Todavía no hay razón para entrar en pánico o empezar a buscar otras opciones inmediatas, pero los ajustes tendrán que llegar pronto.

  1. Tarik Skubal, LZ, Detroit Tigers

Skubal es el protagonista de una próxima edición de la columna Finishing School, así que no quiero estropear demasiado la trama. Su primera salida fue una buena muestra de sus bastante obvias fortalezas y debilidades. Contra una alineación bastante mediocre de Cleveland, fue capaz de evitar una buena cantidad de bates con su bola rápida de 94 mph (151 kph). El slider se vio bien cuando lo sacaba de la zona con dos strikes, pero ralentizaba su brazo y lo moldeaba cuando quería lanzarlo a los diestros. Su control no fue lo suficientemente fino, y comenzó a ser conectado un poco en la tercera aparición del orden al bat. Sigo pensando que su mejor lugar va a ser en un papel de varias entradas saliendo del bullpen, en donde podría lanzar su slider más y realmente lanzar esa bola rápida con ganas, pero los Tigers están muy lejos de un punto de decisión significativa dado el estado del resto de su rotación actual.

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus. Subscriptions support ongoing public baseball research and analysis in an increasingly proprietary environment.

Subscribe now
You need to be logged in to comment. Login or Subscribe