keyboard_arrow_uptop
Submit chat questions for Craig Goldstein (Wed Aug 5 at 1:00 pm EDT)
Image credit: Sam Greene, Cincinnati Enquirer via Imagn Content Services, LLC

Traducido por Carlos Pérez

De acuerdo, quien apostó por el 14 de julio en la quiniela de fichajes de Puig, ¡que recoja su premio! Vaya, qué raro, lo último que tenía todo el mundo era hace un mes, cuando el draft terminó. Si tú apostaste por “el draft sucederá y Puig tendrá todavía la oportunidad de jugar una temporada completa”, espero que te ganaras una buena suma. En cualquier caso, se acaba lo que era probablemente un parón interminable para Puig, cuyo amor por el deporte es una de sus características fundamentales. En la superficie, Atlanta ha encontrado un reemplazo necesario para Nick Markakis, que decidió no participar en la temporada 2020 a principios de mes. Siendo Puig, de lejos, el agente libre más notable y potencialmente valioso que quedaba en el mercado, sin embargo, el movimiento parece más una declaración de intenciones. Esto decía el manager de Atlanta, Brian Snitker:

“Vamos un poco justos. Empezamos sintiéndonos realmente bien sobre nuestra profundidad, y ya la hemos gastado, como creo que han hecho muchos equipos. Estamos un poco apretados.”

Mientras la plantilla de 60 jugadores a la que tiene acceso cada equipo durante una temporada con idéntico número de partidos pueda parecer que le da a los Braves infinidad de opciones, es importante destacar varias cosas. Primero, casi todos los equipos se han visto afectados por jugadores que, o bien eligieron no participar en la temporada, o llegaron a la lista de lesionados por razones sin especificar, o ambas cosas. También están los casos de jugadores que se lesionan preparándose para la temporada, potencialmente magnificado por la laguna entre el juego y el segundo período de preparación. Todo esto viene a decir que cada equipo tendrá problemas de profundidad en algún punto de esta temporada. Contratar a Puig cuando los demás equipos han… expresado, por decirlo así, que se enfrentan a dificultades financieras a corto plazo es un compromiso real hacia la victoria. Para Atlanta, un doble ganador de división olvidado por todos y que permitió que varios jugadores de gran perfil se escaparan en 2019 después de jugar un año para ellos, es quizá el mejor compromiso hacia la victoria que podría haberse hecho cuando falta tan poco tiempo para el Día Inaugural.

Debería mencionarse que Puig necesitará pasar un examen físico (incluyendo una prueba negativa de COVID-19) antes de que el trato se finalice, algo que no es una certeza en esta extraña temporada. Este artículo asume que ese será el caso: no está claro cómo el trato podría alterarse de otra manera, o cómo se podría hablar de ello en las condiciones únicas de esta temporada.

Puig, en cualquier caso, tiene la oportunidad de incrementar su perfil por segunda vez en la agencia libre después de entrar con un valor histórico por los suelos. No tenemos todavía los detalles monetarios de este acuerdo, pero este post será actualizado cuando se conozcan esos detalles. De momento, que Puig haya encontrado un equipo es probablemente indique no tanto que el jardinero haya conseguido los términos que buscaba, sino que su deseo por volver al terreno de juego era mayor.

Sobre cómo Puig encaja en Atlanta, parece probable que volverá al jardín derecho, la que ha sido su casa durante tres temporadas, desplazando a Ronald Acuña Jr. al centro o a la izquierda, donde ha pasado tiempo en las últimas temporadas. Marcell Ozuna probablemente ocupará el rol de bateador designado en su primer año con Atlanta, aunque es posible que Puig sea un nómada en la defensa o incluso se encuentre en un rol de especialista si no rinde bien. Depende del jugador de 29 años demostrar que no se ha convertido en la única cosa que pocos habrían anticipado en sus ejemplares primeras temporadas en la MLB: una cualidad conocida.

Las 4.1 WARP que Puig demostró en una temporada completa allá por 2014, con 23 años en su primera temporada completa en grandes ligas, parecen fuera de su alcance. En 2019, Puig era tan consistente como nunca al plato (ha bateado unos OPS de casi .800 desde 2015) con el problema que el resto de la liga llegó a su nivel, con las resultantes 101 DRC+ siendo el segundo peor balance de su carrera.  Sus 19 bases para dos equipos el año pasado (Cleveland y Cincinnati) serían todavía más impresionantes si no le hubieran cazado dos veces. También pareció ser un defensa normal que uno élite (y en una posición no-élite), por lo que no es difícil ver por qué los equipos hayan desestimado fichar a Puig implicando que su estrella se ha apagado. Una temporada corta no ofrece demasiado para cambiar lo hecho en los últimos años, pero la personalidad exuberante de Puig y su estilo de juego combinarán tan bien como nunca con la mezcla de talento joven de Atlanta.–Ginny Searle

Impacto en los juegos de fantasía

Yasiel Puig ( ↑ )
En mis sueños más locos, esperaba que el Caballo Loco volviera al jardín en Cleveland. Al final eso no sucedió, y el lugar de aterrizaje de Puig, aunque no sea tan divertido para mí, personalmente, es probablemente mejor para él si hablamos de fantasía. Es bastante destacable la consistencia de la producción de Puig. Desde las lesiones de las temporadas 2015 y 2016 del toletero, Puig ha promediado 142 juegos por campaña, bateando al menos 23 cuadrangulares y robando al menos 15 bases mientras pegaba .265/.334/.478. Caerá inmediatamente en el medio de una alineación potente con tipos como Ronald Acuña, Jr., Ozzie Albies, Marcell Ozuna, y compañía, lo que la dará toneladas de oportunidades de anotar e impulsar carreras. Es posible que este parón reduzca la velocidad de Puig en las bases, pero todavía será una opción sólida en los círculos de fantasía incluso si no corre tanto.

Austin Riley ( ↓ )
Antes del fichaje de Puig, Riley estaba destinado a repeticiones diarias como BD principal del equipo. Con Puig a bordo, eso probablemente relega a Riley a un rol de suplente. No hay nada malo con la profundidad, sin embargo, y entre las rachas de Johan Camargo y el historial de lesiones de tipos como Ender Inciarte y Marcell Ozuna, el valor en ligas de dinastía de Riley es relativamente alto todavía, solo que ha tenido un pequeño bajón.

Cristian Pache ( ↓ )
Han aparecido informaciones sobre un esguince de tobillo que ha llevado a Atlanta a buscar y fichar a Puig. El tobillo en cuestión pertenece a Pache, que aparentemente estaba tratando de unirse al gran club el día inaugural. Su situación es definitivamente diferente a la de Puig, en el sentido de que Pache es principalmente una mejora defensiva en este momento, pero el prospecto ciertamente tiene el potencial para ser más que eso a la larga. Tendrá su oportunidad, solo que no será tan pronto como los mánagers de ligas de dinastía esperaban.–Mark Barry

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus. Subscriptions support ongoing public baseball research and analysis in an increasingly proprietary environment.

Subscribe now
You need to be logged in to comment. Login or Subscribe