keyboard_arrow_uptop
Happy 4th of July Weekend!
Image credit: Joe Camporeale-USA TODAY Sports

Traducido por Carlos Pérez

Todos los equipos se ven afectados por la suspensión de la temporada 2020 provocada por la pandemia. Esta serie examina los equipos que se verían más afectados en el diamante por una temporada perdida (no una temporada acortada), y a dónde podrían ir a partir de entonces.


Artículos anteriores en esta serie


La pregunta de cuánto de una temporada 2020 perdida afectaría a los Indians no tiene respuesta, principalmente porque hay algo de incertidumbre sobre si la dirección de Cleveland quiere ganar realmente este año.

EL CONTEXTO

Cleveland sigue siendo un competidor a pesar de sí mismo. Gracias a uno de los departamentos de desarrollo de jugadores más infravalorados de la liga, los Indians han conseguido producir talento casero y florecer prospectos de élite. Francisco Lindor, José Ramírez, Corey Kluber, Mike Clevinger, Carlos Carrasco, Trevor Bauer, Shane Bieber, y si recuerdas, Carlos Santana y Jason Kipnis también son triunfos de este departamento en la década pasada. Han surfeado la ola durante siete temporadas seguidas por encima de .500, incluyendo cuatro apariciones en playoffs en ese espacio y un rendimiento en 2016 en el que se quedaron tan cerca de ganar la Serie Mundial. Y entonces, algo pasó. Principalmente, los jugadores que llevaron al equipo a la cima se volvieron caros. Gracias al desarrollo de sus jugadores, Cleveland construyó un ganador estable sin convertirse en una masa salarial de las más altas de la liga. Durante ese espacio de siete años, nunca quedaron por encima del 15º puesto en el top de salarios.

Año Salarios Ránking de la liga
2019 $119MDD 19
2018 $134MDD 15
2017 $124MDD 18
2016 $96MDD 23
2015 $88MDD 26
2014 $87MDD 24
2013 $79MDD 23

Mientras los salarios de Cleveland escalaban durante las últimas tres temporadas, la dirección se volvió avara. “Disfrutemos de él y veamos qué sucede”, dijo Paul Dolan, el propietario de los Indians, sobre Lindor antes de la temporada 2019, en la que el campocorto hizo $10.85 millones. Esto vino antes de que traspasaran a Bauer y Kluber, el primero antes de que se volviera más caro y el segundo después de que lo hiciera, por un paquete de prospectos poco alentador para evitar pagarle al dos veces ganador del Cy Young $17.5 millones en el último año garantizado de su contrato. Esto es lo que hace 2020 un año tan intrigante para los Indians. A pesar de traspasar a Kluber en la postemporada y otros movimientos para ahorrar costes durante los últimos años todavía tienen el suficiente talento para competir por octavo año seguido, pero podría ser el último año antes de que Dolan apueste definitivamente por ahorrar antes que ganar.

LA PLANTILLA

Francisco Lindor: Después de los comentarios de Dolan de hace más de un año, Lindor se quedó en Cleveland para la temporada 2019, y las dos partes han hablado de una extensión durante la postemporada. Las negociaciones se rompieron, pues Lindor le dijo a The Athletic que las dos partes no llegaron a un acuerdo y que él quería en su lugar centrarse en la temporada. Lindor, de 26 años, que ha generado al menos 2.8 WARP en cada una de sus cinco temporadas en Cleveland, ganará $17.5 millones 2020 y está a dos años de ser agente libre. Una extensión podría parecerse mucho al trato de siete años y $188.5 millones que Christian Yelich obtuvo de Milwaukee, pero si los propietarios en la liga siguen contando cada centavo incluso en una temporada acortada, una temporada perdida parece que disminuye las probabilidades de que Lindor se quede en Cleveland a largo plazo. Carlos Santana: El jugador de 34 años tuvo su temporada más productiva en su vuelta a Cleveland después de una parada para no recordar en Filadelfia. Es el jugador mejor pagado de Cleveland en 2020, con $20.83M y tiene una opción de equipo en 2021 de $17.5 millones. Incluso si repite su temporada de 2020, no hay garantía de que Cleveland ejecute la opción, porque… siga leyendo. Mike Clevinger, Carlos Carrasco: Clevinger hará $4.1 millones en 2020, el primer año de arbitraje. Solo se va a volver más caro y ya que ha cumplido 29 años, no tendrá garantizado una extensión de contrato a largo plazo de Cleveland. Ya que su salario crecerá con el arbitraje, podría ser otro candidato para ser traspasado. Carrasco ya tiene un contrato a largo plazo y tiene dinero garantizado hasta 2022. Ha superado una leucemia hace un año, pero a sus 33 años su efectividad continuada no está garantizada. Brad Hand: A pesar de todas las medidas que ahorran dinero a los Indians, el equipo no ha escatimado a la hora de mejorar deficiencias cuando se han encontrado en disposición de competir. Hace dos años, mejoraron su bullpen cuando adquirieron a Hand y Adam Cimber en un traspaso de julio con los Padres. También adquirieron a Yasiel Puig la temporada pasada en el traspaso de Bauer para mejorar un agujero en su outfield. Hand tiene 30 años y tiene una opción de equipo de $10 millones para 2021. También ha perdido brevemente su rol de cerrador en 2019 y en general ha tenido su temporada menos productiva desde 2015. Los Indians podrían ejecutar su opción, pues $10 millones no es descabellado, pero si van a reconstruirse un descenso o un traspaso parecen más probables. Los Jóvenes: Lo destacado aquí es Bieber, ya que la primera temporada completa del jugador de 24 años llegó con una selección en el All-Star y un cuarto puesto en la votación al Cy Young. Bieber está todavía lejos de hacer gran dinero (su primer año de arbitraje es 2022), pero dada la naturaleza de los lanzadores, un año perdido de un joven como él es un duro golpe. Óscar Mercado no tuvo el mismo impacto que Bieber, pero tuvo una campaña como novato sorprendentemente eficaz y parece que será su jardinero central del futuro. Franmil Reyes todavía es una bolsa de maravillas, y Aaron Civale, Zach Plesac, Logan Allen, Emmanuel Clase, y James Karinchak prometen bastante. Dicho lo cual, un año perdido de jóvenes promesas no es tan malo como el de los veteranos que se van a volver más caros o menos efectivos, pero perder ese desarrollo duele también.

EL FUTURO

El futuro de Cleveland será el de los jóvenes mencionados arriba. Los Indians mejoraron a sus lanzadores abridores tan bien como cualquier equipo en el béisbol, así que la pérdida de Kluber (y quizá Clevinger y Carrasco en el futuro) no dolerá mucho si Bieber sigue creciendo. Posicionalmente, ninguno de los jugadores de posición de Cleveland tiene la calidad estelar de Lindor o José Ramírez (sin mencionar arriba porque tiene 27 años y tiene un contrato muy favorable para el equipo hasta 2023). Eso pone más presión en las granjas, y bueno… Lo mejor del sistema de Cleveland consiste en tipos cerca de graduarse o muy lejos todavía de las mayores. Karinchak y Allen ya han debutado en las mayores, pero George Valera y Brayan Rocchio todavía tienen que debutar en una temporada completa. Es posible que alguno de esos dos o Nolan Jones (más cerca de las mayores), o todos, se conviertan en estrellas y los Indians pasen sin problemas de una era a la siguiente, pero todavía tienen mucho camino que recorrer. Una racha de contención de siete años es difícil que sucumba, y acabarla prematuramente dejaría un sabor agridulce en una franquicia que casi tenía la Serie Mundial en su mano. Si siguen ese camino,2020 parece una oportunidad para disfrutar antes de que la banda se disuelva, pero una temporada perdida por completo parece que será definitivamente el fin de la dinastía no-dinastía de los Indians.

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus. Subscriptions support ongoing public baseball research and analysis in an increasingly proprietary environment.

Subscribe now
You need to be logged in to comment. Login or Subscribe