keyboard_arrow_uptop
Image credit: USA Today Sports

Traducido por Martín Alonso

Los New York Yankees ficharon al LI J.A. Happ a un contrato de dos años, $34 millones con una opción  para un tercer año. [12/17]

La continua unión entre los Yankees de Nueva York y J.A. Happ parecía inevitable al terminar la temporada. Tras añadir a James Paxton y retener a CC Sabathia, la única pregunta era si los Yankees encontrarían a alguien mejor que Happ para completar la rotación. Con Patrick Corbin no disponible y sin posibilidad de que Noah Syndergaard se mude al otro lado de la ciudad, Happ era uno de los mejores lanzadores disponibles. Arriva a Nueva York con un razonable contrato de dos años, $34 millones con una opción.

Desde que empezó su tardío renacimiento con los Pirates en 2015, Happ ha sido un confiable lanzador sobre el promedio. Tiene una eficiencia de 3.48 desde entonces. Su DRA e. 4.11 es el 22o del beisbol (>300 entradas), y su WARP de 9.95 es 34o. Happ también ha sido un modelo de consistencia durante ese tiempo, con DRAs de 94, 96, 87, y 88. Iniciando su campaña de 35 años de edad, Happ no muestra señales de desacelerar. Desafía las dos prominentes tendencias de grandes ligas, mayor velocidad y uso de lanzamientos curvos, lanzando un combinación de bola rápida de 90 mph/sinker más del 70 por ciento de las veces. La fórmula aún le funcion, incluso después de que varios lanzadores de bolas rápidas de los Pirates han dejado de ser productivos.

Como un veteran capaz y aburrido, Happ es un encaje perfecto para la parte posterior de la rotación de los Yankees. La actuación de Happ ha sido casi idéntica a la capaz y aburrida actuación que ha tenido Sabathia en el mismo periodo en el cual ambos han podido proveer menos de 200 entradas de lanzamiento sobre-promedio. A diferencia de Sabathia, Happ no parece estar subyugado a su edad; Happ ha sido el ideal de salud en sus 30, salvo por un pequeño paso por la lista de lesionados en 2017, cuando se le inflamó el codo. Quizás ambos tengan que defenderse del joven, aburrido, y capaz zurdo que es Jordan Montgomery alrededor de mitad de temporada. Montgomery figura regresar de la cirugia Tommy John después de la pausa del Juego de las Estrellas. Tras la adquisición de Paxton, los Yankees tienen una rotación fuerte y completa, y pueden pasarse el resto de la temporada baja resolviendo las preguntas que deja el cuadro interior.

Con dos años y la opción para un tercero, Happ es un buen fichaje por parte de los Yankees. Esto permite a los Yankees resolver sus necesidades en la rotación a corto plazo mientras que preservan flexibilidad en su nómina a largo plazo. Dado que los Yankees tienen al menos una móvida adicional en el infield, y quizás dos o tres, no podría ser posible que Brian Cashman fiche un contrato de largo plazo en el cuadro interior y cometerse a Corbin o Dalls Keuchel por 4-6 años. Si la opción de Happ se activa, podrían alegrarse de tenerlo por un año adicional.

***

Houston Astros fichan al J-Z Michael Brantley a un contrato de dos años, $32 millones. [12/17]

Los Astros terminaron la temporada 2018 con la mejor diferencia de carreras en el béisbol, 103 victorias, y una de las gerencias más inteligentes de las grandes ligas. Dado estos hechos, uno asumiría que los Astros no necesitarían agregar grandes agentes libres esta temporada baja. Sin embargo, han perdido mas producción a la agencia libre y a lesiones que cualquier otro equipo de la Liga Americana. Charlie Morton y Brian McCann ficharon con otros equipos, Lance McCullers Jr. se perderá toda la temporada 2019 luego de una cirugía Tommy John, y Dallas Keuchel y Marwin González siguen siendo agentes libres. Con los Athletics persiguiéndolos duramente, Houston tiene que reemplazar nueve victorias.

Michael Brantley les ayuda a reducir ese déficit. Tras perderse gran parte de las temporadas 2016 y 2017 con lesiones al hombro y tobillo, Brantley estaba cerca del ólvido en 2018. En cambio, tuvo la segunda mejor temporada de su carrera. Brantley sumó 3.3 WARP bateando .309/.364/.468 con una defensa un poco debajo del promedio en el jardín derecho. En una era de más strikeouts y altos ángulos de lanzamiento, Brantley permanece un raro bateador de líneas. Su porcentaje de strikeouts de 9.6 por ciento fue el segundo mejor de las grandes ligas la temporada pasada, y su porcentaje de contacto de 97.3 en strikes fue el mejor de la liga. Su perfil de bateador es verdaderamente único; ninguno de los restantes bateadores en el top-10 de contacto en la zona de strike se acerca al 124 DRC+ de Brantley.

Houston necesitaba gravemente a un jardinero de esquina. Antes de fichar a Brantley, su outfield proyectaba incluir una combinación de George Springer, Kyle Tucker, Tony Kemp, y Josh Reddick, además de un gran signo de interrogación en el bateador designado. Los Astros muy probablemente pedirán a Brantley que rote entre el jardín izquierdo y el BD, permitiéndolo envejecer con gracia. También añade un bate zurdo a una alineación predominantemente diestra.

Curiosamente, el contrato de dos años, $32 millones de Brantley es significativamente menor al contrato de tres años, $50 millones de Andrew McCutchen con los Phillies. Mientras que McCutchen tiene menos problemas con lesiones, Brantley es quizás un mejor bateador y defensor entrando al 2019. Mientras que McCutchen podría ser una versión productiva de su decayente ser durante su estancia en Filadelfia, Brantley parece no haber perdido el ritmo. Aún mantiene los superpoderes que lo convirtieron en un All-Star cuando gozaba de salud. U obtuvo menos dinero para fichar con los Astros, o tiene serios problemas médicos, o tiene que tener una seria conversación con su agente. Sea cual sea el caso, los fans de los Astros no se quejan.

Thank you for reading

This is a free article. If you enjoyed it, consider subscribing to Baseball Prospectus.

Subscribe now
You need to be logged in to comment. Login or Subscribe